martes, 26 de mayo de 2015

BMW 3.0 CSL Hommage, un espectacular coche que celebra el pasado legendario de BMW



BMW  durante su larga trayectoría como marca de lujo ha atraído a muchos compradores por su calidad y excepcionales características, además de ofrecer automóviles que han sido verdaderas leyendas.
 De vez en cuando, para rendir homenaje al éxito de la marca, se crea un automóvil único para que el mundo pueda admirarlo. Esta vez se trata del BMW 3.0 CSL Hommage que ha sido revelado en la Mostra  Concorso d'Eleganza 2015.

Tomando el pasado como referencia para  determinar el futuro de la marca, el nuevo diseño se muestra como una evolución del coupé CSL de lineas robustas de los años 70, desarrollando un frontal  que se ha elaborado meticulosamente para dar fuertes líneas aerodinámicas.



El coche en color amarillo golf parece a un automóvil al que se le han  inyectado  esteroides para aumentar el tamaño de los músculos. En el caso de BMW 3.0 CSL Hommage son las defensas, de zócalos laterales y traseras que se han reforzado con un look más muscular. El CSL clásico tenía el cuerpo de aluminio para que pudiera ser ligero, mientras que el avatar moderno de este coche clásico ha sido realizado con  fibra de carbono combinado con  plástico para disminuir aún más su peso total.

Rendimiento del motor  cyclinder  6 con eBoost en el coche se ve reforzada por los deflectores de aire frontales, cámaras de visión trasera, spoiler trasero y las alerones colocados sobre las ruedas traseras que  aseguran un flujo de aire óptimo. La parrilla de riñón es una reminiscencia del modelo original, aunque mucho más ancho para tener más profundidad espacial.

BMW 3.0 CSL Hommage diseño aerodinámico para el máximo rendimiento
Para exhibir un estilo BMW, los faros en forma de X y los gráficos de iluminación con tecnología de última generación crean el vínculo perfecto entre el frontal de rejilla y el cuerpo en general. Todo esto está perfectamente complementado por el techo, laterales y llantas de aleación de  21 " con hojas de control de aire (para la reducción de la resistencia aerodinámica) en mate o versiones de alto brillo.

BMW 3.0 CSL Hommage al lado de un  dCSL Coupe de 1970

El interior es más o menos como el  de su hermano mayor con  acabados en madera. Para mantenerse lo más cerca posible del coupé clásico, el panel de instrumentos integra  poca tecnología y sólo da información básica como la marcha actual, la velocidad y los puntos de cambio.

En general, el coche se ve muy muscular y es ideal para las carreras de circuitos que requieren un diseño de baja altura de la carrocería. Tal vez un homenaje perfecto para el coche clásico icónico de los años 70 que agregaron muchos laureles en la imagen de la marca.

BMW 3.0 CSL Hommage

Fuente: BMWGroup


No hay comentarios:

Publicar un comentario