miércoles, 15 de mayo de 2013

La sencillez del nuevo ZTE Grand XM



La compañía china ZTE sigue mejorando sus teléfonos con modelos para distintos perfiles, ha estrenado el nuevo Grand XM, un smartphone  de  gama media sencillo, pensado para aquellos que se introducen en el mundo de los teléfonos inteligentes o que buscan un precio asequible. El sistema operativo del dispositivo es el  Android 4.0 ICS, tiene una pantalla de 4,3 pulgadas QHD y procesador de doble núcleo de 1Ghz.

La estrategia comercial de ZTE ha  dando sus frutos y en el cuarto trimestre de 2012 consiguió ser el cuarto fabricante que más vendió, según la  firma especializada en investigación y análisis de mercado Gartner.
El ZTE Grand XM es un terminal ideal para empezar en el mundo de los smartphones o para disponer de las posibilidades básicas de ese tipo de dispositivos. Sin embargo, es algo limitado para aquellos que hacen un uso más avanzado y constante de su teléfono inteligente.
El diseño es ergonómico y facilita el uso del dispositivo. Sí destaca el acabado en plástico del teléfono,  teniendo en cuenta que el terminal es de gama media.
El smartphone tiene unas dimensiones de 127 milímetros de alto por 64,6 de ancho y 9,9 milímetros de grosor y su peso es de 110 gramos. En cuanto a la pantalla del dispositivo, ZTE ha apostado por una TFT de 4,3 pulgadas. Sin duda es uno de los aspectos más vistosos del dispositivo ya que ofrece una buena experiencia de imagen. La pantalla ofrece una resolución de 960 por 540 píxeles y su rendimiento es bastante bueno.
Responde correctamente a distintos entornos de luz y permite un uso adecuado del dispositivo. En cuanto a memoria, tiene 1 GB de RAM y 4GB de ROM interna. Además, soporta tarjetas SD y viene con una microSD de 4GB incluida.
 El rendimiento del dispositivo es el correcto. El Grand XM es capaz de ejecutar las aplicaciones básicas de comunicación y redes sociales sin ningún problema, permitiendo multitarea y una experiencia óptima en funciones como la navegación web. En este caso ZTE ha acertado con el procesador y el tipo de actividades que normalmente un usuario medio desarrolla con su smartphone.
El dispositivo solo cuenta con una cámara posterior de 5 megapíxeles, que deja al terminal muy por detrás de otros modelos del mercado. Los usuarios pueden capturar fotos y grabar vídeos con una calidad aceptable, aunque la respuesta a distintos niveles de luz no es de las mejores del mercado. Sus capacidades para la captura de imagen y vídeo son mejorables. ZTE se ha decidido por una batería de 1.650 mAh, que se traduce en una autonomía cercana a un día para un uso no muy intensivo. El terminal aguanta 24 horas limitando la interacción a la consulta de servicios de mensajería, redes sociales y a una navegación por Internet noç.
 El ZTE Grand XM es un terminal pensado para usuarios de gama media. Se trata de un dispositivo fácil y cómodo de usar, que apuesta por la sencillez como rasgo más destacado, aunque el sistema operativo Android 4.0 Ice Cream Sandwich es algo obsoleto y se hecha en falta una cámara delantera para videoconferencia.. ZTE ha sabido interpretar las necesidades y características de este segmento y el resultado es interesante.
Precio:159 € en Yoigo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario